Las claves para la conservación de puros

91 359 30 25
Las claves para la conservación de puros


En nuestra cava de puros en Chamartín somos conscientes de la gran importancia de la conservación para el mantenimiento de los puros en las condiciones más idóneas, sin alterar su aroma, sabor, frescor, color, textura, etc.

La práctica llevada a cabo por algunos fumadores - de almacenar los puros en frigoríficos - lleva a su absorción de humedades y de otros olores, puesto que las neveras son utilizadas para guardar alimentos como ajos, cebollas...

Los sistemas de almacenamiento ideales para los puros deben valerse de un humidor, una caja utilizada para mantener los parámetros de temperatura y humedad correctos. En este sentido, la temperatura ideal - indicada por profesionales - debe estar entre los 16 y los 18 grados y el la humedad entre el 65% y el 75%.

Los principales enemigos de un buen puro son, el ataque de un insecto capaz de agujerear las hojas del tabaco, imposibilitando fumarlo - en cuanto a su producción. En lo referente a su almacenamiento, el exceso de humedad es uno de los villanos que provocan, por ejemplo, la formación de moho.

En nuestra cava de puros en Chamartín te aconsejamos que a la hora de escoger un humidor des preferencia a los confeccionados con madera de cedro - un material que aporta al puro el ambiente adecuado para su conservación, además de un aroma muy agradable.

Para conseguir el control estricto de la temperatura y de la humedad del aire por lo que es muy importante contar con un buen termómetro y un higrómetro eficaz. Igualmente, debes mantener los humidores alejados de los sistemas de climatización, corrientes de aire o de acción directa de los rayos solares.

En Estanco Barrientos - Exp. 402 podemos a tu disposición un amplio catálogo de productos relacionados con el tabaco. No dudes en hacernos una visita.

haz clic para copiar mailmail copiado